¿QUÉ DEBERÍA HACER SI ME HA MORDIDO UN PITBULL?

LLAME AL (800) 863-5312 PARA HABLAR GRATIS CON ABOGADOS DE LESIONES POR MORDEDURAS DE PERRO

Los pitbull son una raza de perro comúnmente asociados con mordeduras y ataques graves y fatales. Si bien los defensores de la raza insisten que los pitbull, en general, son incomprendidos y que muchos de los ataques que involucran a estos perros no son el resultado de una tendencia agresiva inherente de la raza, el hecho es que los pitbull fueron responsables por el 69% de las mordeduras y ataques de perros fatales en 2019.

El dolor y trauma causado por una mordedura o el ataque de un pitbull fácilmente hace que la víctima entre en pánico y no pueda tomar las acciones correctas para proteger su salud física y sus derechos legales. Saber qué hacer luego de un ataque de pitbull puede ayudarle a aumentar las posibilidades de que usted o su ser querido puedan recuperarse completamente.

Si fue mordido por un pitbull, llame a los abogados especializados en casos de perros de Zinda Law Group al (800) 863-5312 y consiga una consulta gratuita.

LOS PITBULL SON LOS PERROS MÁS PELIGROSOS EN LOS ESTADOS UNIDOS

Los pitbull representan una raza de perro con una peligrosidad única y son una amenaza significativa para aquellos que se topan con ellos si los dueños del perro no toman las precauciones debidas. En un estudio realizado por más de 15 años, los pitbull fueron causantes de 346 muertes desde 2005 a 2019, que representa el 66.4% de todas las muertes causadas por mordeduras de perro en los Estados Unidos. Durante este período, el Rottweiler fue la segunda raza con mayor cantidad de ataques y solo causó 51 muertes, equivalente al 9.8% del total. Esta gran discrepancia demuestra que los pitbull siguen siendo la raza con más probabilidades de matar. Las razas que les siguen en letalidad son los Rottweiler y los Pastores Alemanes.

¿QUÉ HACER DESPUÉS DE UNA MORDEDURA DE PITBULL?

1. Busque atención médica

Si ha sido mordido por un pitbull, debería buscar atención médica de inmediato y lavar la herida con agua y jabín. Las mordeduras de perro pueden causar infecciones graves e inclusive lesiones letales si no son tratadas rápida y efectivamente. Una mordedura de pitbull también podría transmitir rabia a la víctima si el animal no tenía las vacunas. Su doctor podrá proporcionarle los tratamientos necesarios y documentar su lesión, lo cual podría ser usado por su abogado más adelante para demostrar el grado de sus lesiones tras el ataque del perro.

2. Contacte a control animal

Después de ser atacado por un pitbull, debería contactar a Control Animal y reportar la mordedura. Esto le proporcionará una documentación oficial de la mordedura y los detalles del ataque. Se le pedirá al dueño que demuestre que ha sido vacunado contra la rabia y, en caso de que no pueda hacerlo, el perro será aislado por diez días para determinar si tiene rabia. Si no puede ubicar al dueño, probablemente tenga que someterse a una serie de inyecciones antirrábicas.

Leer más: ¿Cómo Presentar una Denuncia de Mordedura de Perro?

3. Documente las lesiones y establezca los detalles

Es importante documentar sus lesiones luego de un ataque de un pitbull. Tome fotografías de la mordedura y del área afectada cuanto antes luego del evento y durante el tratamiento y el proceso de cicatrización. También debería recopilar toda la evidencia posible en relación al incidente, incluyendo fotografías del área donde ocurrió. A continuación le presentamos algunas preguntas útiles que debería hacerse:

  • ¿Qué estaba haciendo antes del ataque?
  • ¿Vio al pitbull acercarse a usted?
  • ¿Cómo era el perro?
  • ¿Cómo comenzó el ataque?
  • ¿Qué hizo cuando el perro comenzó a atacarlo?
  • ¿Cómo terminó el ataque?
  • ¿Usted reconoció al perro?
  • ¿El dueño del perro habló con usted después del ataque?

4. Recopile la información de los testigos

Debería conseguir la información de contacto de cualquier testigo presente al momento del ataque del pitbull. También es crítico conseguir la información de contacto y del seguro del dueño del perro inmediatamente después de que el perro lo haya mordido.

5. Consulte a un abogado

Consulte a un abogado con experiencia en casos de mordeduras de perro para que lo ayude a conseguir una indemnización justa por sus lesiones. Un abogado conocerá las leyes relacionadas con mordeduras de perros y podrá demostrar que el dueño del animal es el responsable de sus lesiones. Solo debería discutir los detalles del incidente con su abogado. No discuta esta información con el dueño del perro ni con la compañía de seguros sin consultar primero a su abogado, pues esto podría perjudicar su caso.

¿PUEDO INTRODUCIR UNA DEMANDA?

Las leyes relacionadas con mordeduras de perro varían entre los estados pero, en general, si usted es la víctima de un ataque por un pitbull, podrá introducir una demanda contra el dueño del perro. Las circunstancias específicas que rodean su caso de mordedura de perro deberían ser documentadas cuidadosamente, como por ejemplo si el perro estaba encerrado o sujetado correctamente, si había alguna señal de advertencia en la zona del perro, como por ejemplo una señalización de “Cuidado con el Perro”. Estos factores pueden ser usados para ayudar a determinar si es posible introducir una demanda por daños.

Puede que sea más difícil tener éxito en su caso si lo mordieron mientras estaba en la propiedad de alguien más sin autorización o si provocó al perro. Otros factores, como las leyes de correa locales o estatales y las leyes de mordeduras de perro, también podrían tener un papel importante al momento de determinar si su demanda podría tener éxito.

LESIONES COMUNES CAUSADAS POR PITBULLS

1. Infecciones

Las mordeduras de perro pueden causar una serie de infecciones, incluyendo:

  • Rabia: La rabia puede transmitirse por la saliva del perro y es tratada con una serie de inyecciones. Si no se diagnostica o se trata la rabia, podría producir la muerte. Es por ello que es importante buscar atención médica inmediatamente después de una mordedura de perro.
  • Pasteurella: una infección frecuentemente causada por mordeduras de perros, puede causar la inflamación de las glándulas y las articulaciones, lo cual podría afectar la capacidad motora, así como causar artritis y abscesos.
  • Tétano: una infección bacteriana que puede causar dolorosos espasmos musculares y, si no se trata, puede ocasionar parálisis o muerte.
  • MRSA: las mordeduras de perro normalmente causan infecciones por Staphilococcus, las cuales pueden ser mortales, especialmente si se esparcen al torrente sanguíneo y los pulmones.
  • Capnocytophaga: la saliva de los perros puede transmitir este tipo de bacterias, las cuales pueden causar enfermedades severas en humanos, incluyendo ataques cardíacos, fallas renales o gangrena. En casos de infecciones severas, las personas podrían morir por sepsis o pueden requerir la amputación de las extremidades.

2. Heridas abiertas

Cuando un pitbull muerde, por lo general ocasiona heridas abiertas que pueden dejar a la víctima vulnerable a infecciones. Muchas veces esto conlleva a hospitalizaciones extensas para vigilar las heridas. Las heridas abiertas también podrían causar cicatrices permanentes o desfiguración luego de que sanen.

3. Fracturas

En promedio, la mandíbula de un pitbull produce 235 libras de presión por pulgada cuadrada. Esta cantidad de presión, combinada con la tendencia del pitbull de agitar la cabeza y no soltar a su presa por largos períodos de tiempo, hace que el perro sea capaz de triturar y fracturar huesos, especialmente los de las piernas, pies o manos.

4. Lesiones internas

Una mordedura de perro puede ejercer una fuerza increíble y es capaz de aplastar o dañar órganos internos y músculos. Las mordeduras en brazos o piernas pueden causar daño muscular grave, que a veces es permanente. Incluso si la herida parece pequeña, es posible que existan daños subyacentes a los nervios o vasos capilares.

¿EN DÓNDE ESTÁN PROHIBIDOS LOS PITBULL?

Actualmente ningún estado prohíbe completamente tener pitbulls. Sin embargo, más de 900 ciudades han promulgado leyes específicas que prohíben o restringen tener un pitbull. En muchos estados y ciudades, los pitbull son legalmente considerados perros peligrosos, y las leyes exigen a sus dueños tomar las precauciones correspondientes para prevenir los ataques.

DEMOSTRANDO LA NEGLIGENCIA DEL DUEÑO

Demostrar que un dueño fue negligente dependerá de las leyes locales y estatales. Muchos estados tienen leyes de “responsabilidad estricta” que responsabilizan a los dueños de los perros por los ataques del animal, independientemente de si el dueño sabía que su perro era propenso a atacar. Otros estados tienen la “regla de una mordida”, que solo responsabiliza al dueño si sabía o debía haber sabido que su perro era peligroso.

En un estado con leyes de responsabilidad estrictas, el dueño normalmente será responsabilizado por el ataque del pitbull. Incluso si el dueño tomó las medidas preventivas para reducir el riesgo de mordedura, aun así podría ser considerado culpable en un estado con responsabilidad estricta.

Para demostrar la responsabilidad del dueño del pitbull en un estado con la regla de una mordida, el demandante deberá probar que el perro ya había mordido a alguien o que ya había actuado agresivamente en una ocasión anterior y que el dueño tenía conocimiento de ello. Si un pitbull presentó este comportamiento previamente, ayudará a demostrar que el perro tiene tendencias agresivas y el dueño no fue capaz de tomar las medidas preventivas pertinentes.

Los detalles específicos de su caso son esenciales para demostrar si un dueño de perro incumplió o no con su deber de cuidado, motivo por el cual es importante documentar toda la evidencia posible acerca de las circunstancias de su mordedura, incluyendo testigos oculares, fotos y videos, si están disponibles. Independientemente del tipo de ley que tenga su estado, lo mejor es consultar a un abogado experto en mordeduras de perro para que lo ayude a conseguir la compensación que merece.

¿CÓMO PUEDE UN ABOGADO LIDIAR CON LA COMPAÑÍA DE SEGUROS?

La mayoría de los daños de una mordedura de perro serán cubiertos por la póliza de seguro personal del dueño del perro. Los agentes de ajustes de solicitudes normalmente intentarán persuadirlo de que no necesita un abogado, pues es parte de su trabajo ahorrarle dinero a la empresa.

Contratar a un abogado podrá ayudarle a asegurarse de que conseguirá la compensación que merece. Una vez contratado, su abogado podrá comenzar a investigar el incidente e intentará demostrar la responsabilidad y/o negligencia del dueño del perro. En la mayoría de los casos, la aseguradora intentará negociar un acuerdo para evitar los costos atribuibles a un juicio y su abogado podrá dedicarse a garantizar que usted consiga la indemnización que le corresponde.

LEGAL TIME LIMITS

El estatuto de limitaciones para la presentación de una demanda por mordedura de perro varía de un estado a otro, pero generalmente es el mismo que el de casos de lesiones personales, en la mayoría de los estados. Está dentro del rango de uno a seis años luego de que ocurre la lesión, pero la gran mayoría de los estados manejan períodos de dos o tres años a partir de la fecha del ataque. Es importante consultar a un abogado experto en casos de mordeduras de perro tan pronto como sea posible después de su incidente para garantizar que su demanda puede ser presentada a tiempo, y de este modo no perderá el derecho a exigir una indemnización por sus lesiones.

HÁBLENOS SOBRE SU CASO

En Zinda Law Group, nuestros abogados dedicados a lesiones causadas por pitbulls cuentan con los recursos, el conocimiento y la experiencia necesaria para casos de mordeduras de perro. Si un pitbull lo ha mordido, atacado o lesionado, puede que tenga derecho a ser indemnizado por sus lesiones, cuentas médicas y mucho más.

Creemos que una víctima de mordedura de perro no debería preocuparse por poder pagar una representación legal de excelencia. Por eso ofrecemos consultas totalmente gratuitas y trabajamos con honorarios contingentes. No pagará ni un centavo a menos que ganemos su caso.

Si usted o alguno de sus seres queridos fueron mordidos por un pitbull, llame a Zinda Law Group al (800) 863-5312 y reciba una consulta gratuita de la mano de uno de nuestros experimentados abogados de mordeduras de perro.